16 de marzo de 2014

Need for Speed: La Película

Vivimos en una era del cine donde las adaptaciones se dan en grandes cantidades, y ya no solamente sobre libros o novelas; ahora tenemos videojuegos con sagas exitosas como Resident Evil, por citar un ejemplo. Ahora toca el turno de uno de los juegos de carreras más famosos, en parte aprovechando el éxito de cierta saga "furiosa".

Aunque tardamos un buen rato en ver carreras debido a la obligada presentación de personajes, éstas tienen el punto a favor de verse lo más realistas posibles, jugando un poco con la edición y sin preocuparse por efectos donde se dramatizan los detalles de los autos.

Y esto se agradece, ya que nos da un punto de vista diferente, y el conflicto principal tarda en presentarse, pero es ahí donde la historia empieza a caer. ¿Por qué digo esto? Tenemos una trama muy simple, una especie de "road movie" que cae en todos los clichés posibles y los giros se sienten igual de predecibles. Un humos muy básico, una historia de amor ya vista en ocasiones anteriores y al final todo se resuelve para bien.

Lo bueno es que tenemos entretenimiento, el público general podrá disfrutarla y emocionarse con las carreras, la acción y lo aparentemente agradable de los personajes (aunque en mi opinión el que menos sobresale es el protagonista). Un buen rato sin pretender ser una obra de arte, pero que no ofrece ninguna novedad.

5

Dirigida por Scott Waugh (Act of Valor) y protagonizada por Aaron Paul, Dominic Cooper, Imogen Poots, Ramón Rodríguez y Michael Keaton.